Articulos

DHEA - La hormona de la juventud

 

L&S.- La DHEA es una prehormona que actúa como precursora en la producción de las hormonas sexuales. Se ha descubierto una relación directa entre el envejecimiento y los niveles de sustancias en el cuerpo y es por eso que a la DHEA se le llama “la hormona de la juventud”, pero su uso ha sido sometido en los últimos tiempos a un gran debate internacional.

La DHEA o dehidroepiandrosterona es una ‘hormona madre’ perteneciente al grupo de las prehormonas que son sustancias naturales que secretan las glándulas del cuerpo humano y que son precursoras de las acciones de una hormona potente.

 

La DHEA se fabrica en las glándulas suprarrenales y está presente en la producción de los estrógenos y la testosterona. Es el cuerpo el que convierte a la prehormona DHEA en una hormona llamada androstenediona. La androstenediona es luego convertida en las principales hormonas masculinas y femeninas. En los hombres la DHEA es secretada también por los testículos.

Los niveles de DHEA parecen bajar a medida que la gente envejece. Los niveles de DHEA también parecen estar más bajo en las personas con algún trastorno como la depresión. La DHEA comienza a producirse a la temprana edad de 7 años en pequeñas cantidades y sigue produciéndose hasta los 25 años. La DHEA alcanza sus mayores niveles en el cuerpo a esa edad, para ir decreciendo en aproximadamente un 20% cada diez años.

Los medios han dado a la DHEA un protagonismo muy alto debido a sus posibles aplicaciones en la prevención del envejecimiento y sobre todo porque entreDHEA "eterna juventud" otras cosas, la DHEA potencia el apetito sexual. Su fama como potenciadora de la libido, tanto en hombres como en mujeres se ha hecho eco entre muchas personas que ven en la DHEA una posible tabla de salvación natural. Debido al descubrimiento de sus beneficios, la DHEA se sintetiza a partir de una sustancia vegetal encontrada en el ñame silvestre y en la soja llamada Diosgenina y la lucha contra el envejecimiento se comienza a fabricar en laboratorios. Hay que tener presente que el cuerpo no puede fabricar DHEA si se come ñame o soja, por lo tanto, no se debe dejar engañar por etiquetados del tipo “DHEA natural”.

DHEA - Descubrimiento

En 1931, el médico alemán Adolf Buternandt consigue aislar la DHEA en la orina humana y posteriormente, veinte años después, Mijeon y Plager, dos investigadores la consiguen aislar en la sangre humana por primera vez y descubren que se produce en las glándulas suprarrenales. También en 1951 se confirma en laboratorio que los niveles de DHEA disminuyen con la edad de la misma manera en los hombres como en las DHEA "eterna juventud"mujeres y comienza una investigación acerca de los resultados de suministrar la hormona DHEA a varones, tanto por vía oral y por inyecciones intravenosas.

En la década de los 70 se consiguen probar de forma fehaciente los beneficios de la DHEA en ratones (machos y hembras), los cuales reciben aportes de la hormona a través de la alimentación. Con esto se prueba que estos animales que han sido sometidos a dosis de DHEA vivían más tiempo, en mejores condiciones físicas y estaban más delgados a la vez que con más vigor.

En el año 1994, el profesor de la Universidad de San Diego (California) Samuel Yen publica los resultados positivos de sus experimentos con la DHEA, confirmando el efecto anti envejecimiento de esta prehormona. Yen constata que en pacientes de edad madura, de la DHEA va a conseguir una serie de cambios positivos y muy beneficiosos a nivel biológico, físico y psicológico propios de una edad más joven. En ese momento se puede decir que la DHEA es presentada ante los medios como la famosa y revolucionaria “hormona de la juventud”

La DHEA - Beneficios

Anti-envejecimiento y longevidad.

Aumento de energía y vigor.

Mejora del apetito sexual.

Preserva la masa muscular e incrementa el funcionamiento atlético.

Mejora el equilibrio de la insulina (enfermos de diabetes).

Mejora el estado y la densidad de los huesos (enfermos de osteoporosis).

Desarrolla la memoria y el sistema cognitivo.

Combate enfermedades de tipo degenerativo como el Alzheimer y el Parkinson.

El DHEA es utilizado por los hombres para la disfunción eréctil (DE), y es utilizado también, por mujeres sanas y mujeres que tienen bajos niveles de algunas hormonas, para mejorar el bienestar y la sexualidad.

Algunas personas usan el DHEA para el tratamiento del lupus sistémico eritematoso (LSE), de los huesos débiles (osteoporosis), de la esclerosis múltiple (EM), de los niveles bajos de las hormonas esteroidales (enfermedad de Addison), de la depresión, de la esquizofrenia, del síndrome de fatiga crónica (SFC) y para retardar la progresión de la enfermedad de Parkinson. Se utiliza también para la prevención de las enfermedades del corazón, para el cáncer de mamas, la diabetes y el síndrome metabólico.

El DHEA se usa para la pérdida de peso, para disminuir los síntomas de la menopausia y para estimular el sistema inmunológico.

Las personas con VIH a veces usan el DHEA para aliviar la fatiga y la depresión.

Las mujeres que han pasado la menopausia a veces usan DHEA para reforzar las paredes de la vagina. También lo toman para aumentar la densidad mineral ósea.

La DHEA - Tratamiento

En cuanto a cuándo comenzar a tomar la DHEA, no hay edad recomendada, tampoco hay dosis específica. La DHEA se presenta en cápsulas de 10 mg, de 25DHEA "eterna juventud" mg o de 50 mg. Es muy recomendada en la época de la andropausia o climaterio masculino o para mujeres en período menopáusico

LA DHEA - Legislación

En algunos países europeos se comenzó a comercializar la DHEA en el año 2000. Este fue un año decisivo pues las autoridades sanitarias francesas permiten que esta hormona biológica se venda en farmacias como fórmula magistral.

La DHEA es de venta libre en los Estados Unidos. La universidad Americana de medicina Deportiva considera que la DHEA está dentro de la familia de los esteroides que pueden aumentar los niveles de testosterona en los deportistas y por lo tanto pueden contribuir al aumento de la masa muscular. La DHEA estaría prohibida para deportistas.

En España no está definida su venta, aunque sí están permitidas las fórmulas magistrales en farmacia que la contienen

DHEA - Riesgos

La DHEA induce a la producción de testosterona y la testosterona a su vez influye en el aumento del colesterol malo reduciendo el bueno, con lo cual, se debe ser cuidadoso con su uso y consultar con el médico antes de iniciar cualquier tratamiento con DHEA, ya que los riesgos pueden superar a los beneficios.

La DHEA también está contraindicada en casos de tener antecedentes de cáncer de mama, útero, endometriosis o fibromas uterinos. También en casos de antecedentes de cáncer de próstata debido a que incrementa los niveles hormonales. Las precauciones son similares a los parches de hormonas de sustitución que son utilizados durante la pre menopausia.

En general, la DHEA debe tomarse con precaución en cualquier caso en que estén involucradas las hormonas.

La DHEA podría empeorar los problemas al hígado. No use DHEA si tiene problemas hepáticos.